AQUÍ ENTRE NOSOTROS/53

16 diciembre, 2011

EL BEBÉ VIKINGO

–Lo siento: no me lo puedo imaginar.

PG

Anuncios

25 comentarios to “AQUÍ ENTRE NOSOTROS/53”

  1. pablogonz Says:

    O “Microhistoria de una microfrustración”.
    Abrazos pequeñines y sonrosados (a buenas horas),
    PABLO GONZ

  2. Pedro Says:

    Me has dejado sin palabras, Pablo.

    Un abrazo imaginado.


  3. Pues sí, yo me lo imagino; me imagino varios.
    Está el famoso “Vicky el vikingo”, unos dibujos animados cuyo prota era un niño vikingo superlisto y con mucho sentido común, que casi no era vikingo. Pero me gustaban esos dibujos animados y me los has recordado.
    Tirando un poco más de imaginación. Veo un bebe con un casco con cuernos (la gente viste a sus hijos en ocasiones de modo muy raro). Berreando como un bestia (esto tambien fácil), comiendo y bebiendo como tal, que no ha tomado papillas, pero que come cocidos y unos chuletones de espanto como un campeón. Puede que tenga algún empacho pero si sobrevive, es que es un vikingo de pro, y sino un pusilánime.
    De hecho, muchos niños un poco vikingos sí son.

    • pablogonz Says:

      Un bebé bárbaro, Luisa, desde luego. Le falta beber hidromiel y secarse los bigotes con la manga. Pero yo estaba pensando, de verdad, en un bebé, una criaturita indefensa que nace en una cabaña con paredes de piedra y techo de brezos. Su madre, más o menos rubia, pero seguramente con el pelo hecho trizas por la desnutrición, aguarda el retorno de Svend, un simple remero a sueldo en el barco de Harald Pecho de Bronce. Tendrían que haber regresado en septiembre (mes de las hojas) pero ya estamos en octubre (mes de las setas) y aún las velas rojas no asoman por el horizonte. “¿Qué comeremos este invierno?”, se pregunta ella y mira al niño, que duerme envuelto en una mantilla de lino.


      • Un vikingo, bebe o mujer u hombre, es fuerte y un poquillo burro. Vamos, que puede parecer indefenso pero no. Ella seguro que sabe cazar y el bebe hace tiempo que bebe lo que le echen.
        Se van a pelear como nadie, a pesar del frío, de la ausencia, de la destrucción,… Harán lo que sea preciso hacer. Y al final del invierno, veremos.

      • pablogonz Says:

        Tus vikingos, desde luego, tienen mucha más probabilidad de sobrevivir que los míos. ¡Sea como tú dices y viva la vida!

  4. Nicolás Jarque Says:

    Pablo, no me lo creo. Haz, por favor, un esfuerzo y verás como lo conseguirás. Dicen que todo en el mundo está inventado pero cada día se inventan cosas nuevas o se retocan las ya inventadas.
    Buen hiperbreve para pensar.
    Un fuerte abrazo.

    • pablogonz Says:

      Ya se me van ocurriendo cosillas pero ha sido difícil, de verdad. Hay una distancia tal entre un bebé sonrosado y un berserker que a veces uno se queda colgando en medio, como una toalla puesta a secar.
      Abrazos muchos,
      P

  5. Hugo Says:

    Pues digo yo que será como otro no vikingo, pero más rubio, más grande. Y con cuernos.

  6. Paloma Says:

    Un bebé vikingo, un bebé vikingo…Me pasa lo mismo, no consigo imaginármelo, aunque en mi caso puede deberse a que hace unos días visité una maternidad en el Bronx, y las imágenes de los bebés negros todavía me tienen eclipsada….

    Un abrazo.

  7. Nani Says:

    Pues no creo que sea tan difícil. En el gorrito de lana dos cuernecitos para iniciarlo, jejej.
    Besicos muchos con imaginación incluida.


  8. Ahí va, sin coste alguno, una erudita pincelada de ese pozo sin fondo previsible de mi saber: los vikingos son una raza originaria de Andorra, país situado, como todos pero un poquito más, al fondo a la derecha de lo legal. Actualmente, estos fieros y fornidos ejemplares han substituido el casco por la corbata mal anudada y las vistosas naves por todoterrenos cuya popa podríamos situar justo en el espacio que permiten las dos cejas.
    Sus niños, que efectivamente no os podéis imaginar, pesan al nacer unos ciento veinte kilos y sus primeras y a menudo definitivas palabras suelen ser: “quiedo un todotereno mu gande como el de papito”.
    En cuanto se inaugure el museo de historia previsto (según parece con dos metros cuadrados será suficiente) os informo.

    Un abrazo de este corta y pega suyo.

    • pablogonz Says:

      No podía esperarse menos de Andorra, semillero de aguerridas razas. ¿Es cierto el rumor que corre de que Gengis Khan nació allí? Espero tu información con ansiedad mongola.
      Abrazo ídem,
      P


  9. Vivir no se imagina….asi es! Abrazos reales!!!!!

  10. Ana Says:

    Yo he visto unos cuantos, un día te contaré…
    Abrazos fuertes, como corresponde

    • pablogonz Says:

      Ah, claro, los hijos de los turistas nórdicos que van a las Islas Afortunadas. Bueno, espero una descripción minuciosa. ¿Es cierto que en vez de coches de bomberos piden barcos de combate?
      Un abracillo,
      P


  11. Yo el único problema que veo es acostarlo con la cabecita de lado, que es como hay que acostarlos cuando son chiquitos.

    Un abrazo

  12. Elena Casero Says:

    Ahora que lo dices, yo tampoco me lo imagino.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: